Cata de Tabacos

Habiendo dejado de lado hace un tiempo esta costumbre de probar distintos tipos de tabacos para pipa, por haber creído encontrar los sabores y tipos de mi gusto; me veo en la obligación de reveer nuevamente mis listas de preferencias.

La primer desilución (y grande) fue cuando adquirí nuevamente una lata de “Rattray’s High Society”; tabaco sumamente exquisito para el fumador de pipa y muy halagado por los  acompañantes. Variedad que no se conseguía hace tiempo (por su costo elevado de importación -ya no eran las épocas del u$s 1 = $ 1- ), me ilusioné cuando volví a encontrarlo en tiendas del rubro, con apenas una sutil leyenda que no advertí hasta ese momento: “envasado en Argentina”.

Su presentación, parecía la misma; solo que al abrirla, se observa que la misma ya no es a rosca y su hermetismo (envasado al vacío) ya no lo es tanto, a pesar de la faja de Aduana que lleva (si es envasado en Argentina, ¿para qué esta faja?, espero que alguien más entendido pueda explicármelo).

Paso siguiente y cuando me aprestaba a saborear su conocido gusto, el mismo había desaparecido junto con su grado de humedad relativa de todo tabaco. Pensando que se trataba de un hecho aislado, abrí una segunda lata pero esta vez de “Comoy’s English Mixture”, observando tambien su faja de importación y su pequeña leyenda “envasado en Argentina”…resultado…idem a lo anterior, solo se notaba en su “blend” el típico sabor de la Latakia.

Será esto un error de manufactura por inexperiencia?…¿no sabrán los destinados a “envasar” estos productos que cuando se abre un tabaco el mismo comienza a perder sus cualidades?…¿o será que en estas latas hay otras “variedades de tabacos” a los que expresa la etiqueta?

El único consejo que queda es: “revisar la procedencia y que la etiqueta diga made in…”

Santiago Frías – Mayo de 2010.

Acerca de Santiago

Nacido en Tucumán el 16/10/70. Mis pasiones: mis hijos, el Tango y fumar en pipa, además de escribir ensayos y algún pensamiento de vez en cuando...¿si soy "geek"?...no lo sé...al menos lo intento.
Esta entrada fue publicada en Uncategorized y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.